Our social:

lunes, febrero 21, 2011

120 ballenas piloto mueren varadas en playa de Nueva Zelanda

Fueron 120 las ballenas piloto que han muerto, al quedar varadas en una playa remota al sur de Nueva Zelanda, según fuentes oficiales. Los cetáceos fueron descubiertos el domingo por un grupo de excursionistas cerca de la bahía de Mason en la Isla Sur, según informe del Departamento de Conservación neozelandés.

Cerca de la mitad de los grandes mamíferos estaban ya asfixiados, y el resto fueron sacrificados por las autoridades cuando se constató que sería imposible sacarlos de allí antes de que se ahogaran. La operación de salvamento se vio dificultada además por el mal tiempo y la oscuridad, que hubieran puesto en peligro a los equipos de rescate.



En los últimos dos meses, hasta 38 ballenas han perecido por asfixia tras quedar atrapadas frente a las costas en las gélidas aguas al sur de Australia y Nueva Zelanda, donde estos sucesos son cada vez más habituales. Los científicos desconocen la razón por la que algunas especies de cetáceos terminan en el litoral, y barajan la posibilidad de que acudan atraídas por los sónar de grandes buques o sigan a un cabeza de grupo desorientado por alguna enfermedad.